lunes, 25 de octubre de 2010

Rouco cede a Yago de la Cierva el control total de la gestión de la JMJ

RD - Pequeña gran revolución en el organigrama de la JMJ de Madrid 2011. El cardenal Rouco Varela ha decidido un cambio en las altas responsabilidades, cediendo cada vez más funciones a personas ajenas a la Archidiócesis, en especial a miembros o simpatizantes del Opus Dei. El principal cambio afecta a las funciones del todavía secretario general y responsable de Pastoral Juvenil de la diócesis, Gregorio Roldán, y otorga plenos poderes a Yago de la Cierva, quien pasa de director de comunicación a director ejecutivo y portavoz de las jornadas.

Según distintas fuentes, a las que ha tenido acceso RD, la modificación se fraguó antes del verano. "No tienen muy claro qué supone organizar una Jornada Mundial de la Juventud, y van improvisando a cada momento. Falta una visión de conjunto", aseguran antiguos colaboradores del cardenal de Madrid, que se han visto arrinconados o apartados de cualquier responsabilidad en el evento que congregará el próximo mes de agosto a dos millones de jóvenes en torno a Benedicto XVI.

El cambio más visible afecta a las responsabilidades de Gregorio Roldán y de Yago de la Cierva. Éste último, sobrino de la "mano derecha" de Rouco Varela, María Rosa De la Cierva, fichado hace dos años como responsable de comunicación de la JMJ, ha ido ganando influencia y responsabilidades a medida que se va acercando el evento.

Así, el pasado 23 de marzo, cuando se constituyó el Comité Organizador local de la JMJ (presidido por Rouco Varela y cuyo coordinador general es el obispo auxiliar César Franco), dicho comité era el siguiente: Gregorio Roldán, secretario general y encargado de la acogida; Joaquín Díaz, director de Logística; Javier Cremades, director de los Actos Centrales; Ángel Matesanz, responsable de la preparación pastoral; Félix Carbó, responsable del programa cultural de la JMJ; Javier Igea, responsable de las actividades relacionadas con la JMJ en el resto de España; Fernando Giménez Barriocanal, director financiero de la JMJ; y Yago de la Cierva, director de comunicación de la JMJ. Como asesores, además de los otros dos obispos auxiliares de Madrid (Fidel Herráez y Juan Antonio Martínez Camino), figuran Rosa de la Cierva -tía de Yago- y Tomás Juárez.

Entonces se observaba un cierto equilibrio entre los responsables de la diócesis de Madrid -Goyo Roldán o Ángel Matesanz-, los representantes de la Conferencia Episcopal -Javier Igea o Fernando Giménez- y los colaboradores "externos". Yago de la Cierva, entonces, era director de comunicación de la JMJ.

Sin embargo, desde el verano la relación de fuerzas se ha modificado. De este modo, en la actualidad, aunque Gregorio Roldán mantiene sus cargos, César Franco ha cedido la dirección ejecutiva del evento -y con ella, casi todas las responsabilidades en la gestión y negociación- a De la Cierva, quien según él mismo declaró a RD, en breve podría dejar la dirección de comunicación para centrarse en sus nuevos cometidos. De hecho, la subdirectora Marieta Jaureguízar, ya envía los comunicados de prensa como Directora de la Oficina de Prensa de la JMJ.

"Ahora tengo una serie de competencia delegadas directamente de D. César Franco", reconoce Yago de la Cierva, quien no obstante niega que haya existido ningún tipo de roces entre él, César Franco o Goyo Roldán. Otras fuentes, en cambio, apuntan que la decisión se ha tomado porque Roldán quería acaparar demasiado protagonismo, y bloqueaba toda aquella decisión en la que no formara parte. Esta web ha intentado, infructuosamente, recabar la opinión del secretario general de la JMJ sobre el particular.

Yago de la Cierva, en cambio, recalca que entre las funciones de Roldán, además de la acogida de los peregrinos, se encuentran la elaboración del orden del día, la relación con las vicarías, la coordinación del voluntariado, la implantación del plan pastoral de la diócesis y las relaciones con las instituciones madrileñas (Ayuntamiento y Comunidad). "Eran actividades que ya venía realizando anteriormente", subraya el nuevo director ejecutivo y portavoz de la JMJ, quien entre las funciones encomendadas -y para las que únicamente debe rendir cuentas a Franco o Rouco- se encuentra las relaciones con el Ejecutivo, la gestión de todos los grandes contratos, los visados para los asistentes del extranjero y "apoyar la coordinación de todos los departamentos". De la Cierva mantiene una excelente relación tanto con Javier Igea como con Fernando Giménez Barriocanal, el encargado de las finanzas de la JMJ.

Se asoma, por tanto, un nuevo organigrama, en el que la figura de Yago de la Cierva toma un nuevo protagonismo, justo por debajo de César Franco, aunque formalmente tanto De la Cierva como Roldán estarían al mismo nivel. De hecho, constata el portavoz de la JMJ, las decisiones urgentes del staff las siguen tomando "entre D. César, Goyo Roldán y yo". "La estructura básica va cambiando porque las necesidades van aumentando conforme se acerca la JMJ", aclara.

Desde fuera, sin embargo, se critica que "no hay un proyecto serio, ni se tiene una idea de todo lo que conlleva la organización de un acto así". De ahí que "se ha ido confiando, cada vez más, en gestores miembros del Opus Dei o cercanos, arrinconando a las personas de la diócesis y de la CEE que trabajaron para que Roma eligiera Madrid como sede de la JMJ".

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Si Yago de la Cierva vive en la diócesis de Madrid pertene a ella como cualquier otro. Llamarlo externo a la diócesis me parece un error jurídico y tológico. ¿O sólo son internos los que tienen cargos oficiales? No deja de ser tan de la diócesis como otro cualquiera por mucho que sea del Opus Dei

Juan Martín Aguado dijo...

Qué feo que se den este tipo de entradas... ¡Qué más da si es de una institución o de otra dentro de la Iglesia Católica!: ¡en fin!: sigamos rezando por los frutos de la JMJ y pidiendo por la UNIDAD -que no uniformidad: cada realidad eclesial con sus rasgos específicos- en el seno de la Iglesia. Abrazos!!

Turumbay dijo...

Ya está el típico artículo de suspicacias memas: el 17% son de las CEE; el 331,71% de la diócesis; el 156,001% de los fulanitos...
Afortunadamente, por lo que se ve, en la JMJ se está trabajando con profesionalidad: Giménez Barriocanal está ahí no por la CEE, sino porque es de lo mejorcito que hay (genrente de la CEE, de la COPE, ha sido decano de la Facultad de Económicas de la Autónoma...). Yago ha estado trabajando mucho tiempo como vaticanista en Roma, tiene un máster del IESE, habla perfectamente italiano e inglés... Y todo así. Gracias a Dios no se ha metido el sistema de cuotas religioso-clericales.
Y eso de que van improvisando y no saben qué hacer es una estupidez sin ningún dato cierto que lo apoyo. Cuando no tienen nada que criticar dicen eso.

Pascual dijo...

Yago de la cierva ha entrado siendo un señor con muy poco status dentro de Roma y un vaticanista de 5ª, si sus méritos son tener un master... o a lo mejor es que es sobrino de maria rosa de la cierva? qué casualidad! si no tenía ni idea de lo que era una jornada mundial ni para que aún lo tenga claro del todo. un buen trepa que ha conseguido ir dejando a otros de lado para subir de puesto. Cesar Franco, buen hombre pero organizando... componiendo himnos juveniles... pedro besari: buena intención y ahí se queda. me parece que el gran fallo que vaya a tener la jmj será en el tema del voluntariado. matesanz, carbó... muy preparados pero poco para temas de pastoral juvenil... igea un desastre... y así podiamos seguir. Que está improvisada sólo hay que estar dentro para saberlo, pero con tan solamente ver cómo deciden poner unos pasos de semana santa sin que las propias hermandades lo sepan... si eso no es improvisación que venga el Papa y lo vea, que vendrá y todo será un éxito, pero no gracias a yago y compañía. el unico que organiza ahi bien es barriocanal pero no precisamente con mentalidad cristiana...

Anónimo dijo...

Querido Fidel,
Algunos te conocemos desde hace tiempo... Eres un resentido y todos sabemos que estás lanzando mierda a todo el mundo porque intentaste "sobornar" a la JMJ para tener un puesto de honor, cuando en realidad eres un chavalín sin experiencia, sin experiencia y sin humildad. Triste favor estás haciendo a la Iglesia con esta página. Un saludo.